inmotionhosting.com

  • Home
    Home This is where you can find all the blog posts throughout the site.
  • Categories
    Categories Displays a list of categories from this blog.
  • Tags
    Tags Displays a list of tags that have been used in the blog.
  • Bloggers
    Bloggers Search for your favorite blogger from this site.
  • Team Blogs
    Team Blogs Find your favorite team blogs here.
  • Login
    Login Login form

Blogs especializados

1.- CUESTIONES TÉCNICAS Y PRÁCTICAS

 

 

En la actualidad, cuando se coloca un implante coclear, se aloja en la cóclea un conjunto de electrodos. De acuerdo con el principio tonotópico de la percepción auditiva, a cada uno de los electrodos se le asigna una banda de frecuencia, de modo que el paciente implantado percibe los estímulos de las distintas frecuencias en distintos puntos de la cóclea (en terminaciones nerviosas asociadas a las distintas regiones cocleares), de forma análoga a la percepción en una cóclea sana. Cada uno de los electrodos proporciona una estimulación en cada instante de tiempo de acuerdo con la intensidad que hay en la señal de audio en la banda espectral correspondiente. De este modo, los pacientes implantados reciben una estimulación que les proporciona información espectral, relativa a los niveles de intensidad, y su evolución temporal.

 

Sin embargo, hay algunas diferencias entre la generación de los potenciales de acción y la estimulación eléctrica del nervio auditivo mediante electrodos. La conexión sináptica entre las células ciliadas y las fibras nerviosas permite que la vibración de la membrana basilar en un punto determinado de la cóclea produzca potenciales de acción únicamente en las terminaciones que inervan las células ciliadas en ese punto de la cóclea. Sin embargo, la estimulación eléctrica mediante electrodos produce un campo de corriente en una región no confinada, que da lugar a la generación de potenciales de acción en una región relativamente extensa de la cóclea (mucho más que en el caso de la estimulación natural), por lo que la estimulación con implantes cocleares lleva implícita una pérdida importante de resolución espectral tonotópica.

 

Por otra parte, la generación de potenciales de acción en una célula ciliada no afecta a las células ciliadas situadas en su periferia, por lo que en la estimulación natural, los estímulos se generan independientemente en las distintas regiones de la cóclea sin interferir unas células ciliadas con otras. En el caso de los implantes cocleares (también debido a que no existe sinapsis entre los electrodos y las terminaciones nerviosas), si se estimulan simultáneamente dos electrodos, se produce una interferencia entre ambas estimulaciones. Esto es debido a que se ha establecido una diferencia de potencial entre el primer electrodo y el de referencia, y otra diferencia de potencial entre el segundo electrodo y el de referencia, y puesto que en general la estimulación en el primer y el segundo electrodo son distintas, va a aparecer una diferencia de potencial también entre el primer y el segundo electrodo, que va a dar lugar a una interferencia entre canales estimulando de forma incontrolada las terminaciones situadas entre ambos electrodos. Este fenómeno se conoce bien desde las primeras investigaciones en el campo de los implantes cocleares y se denomina efecto de suma de campos.

 

Como consecuencia de esto, no deben estimularse simultáneamente dos electrodos, y por tanto, el proceso de estimulación de electrodos debe realizarse de forma secuencial, estimulando en cada instante de tiempo un único electrodo. Es, además, conveniente dejar un intervalo de tiempo entre dos estimulaciones consecutivas para garantizar la despolarización de la región estimulada.

 

Debe tenerse en cuenta que estas dos limitaciones que presentan los implantes cocleares en la actualidad son comunes a todos los implantes cocleares y son consecuencia del hecho de utilizar electrodos que suministran corriente eléctrica para generar los potenciales de acción en el nervio auditivo. La tecnología actual no permite por el momento realizar una conexión con el nervio auditivo que permita una estimulación selectiva de las distintas fibras nerviosas o que permita la estimulación simultánea en varios puntos de la cóclea sin producir interferencia. En la actualidad se realiza un esfuerzo investigador para mejorar los implantes cocleares en este sentido.

 

Cuando se analizó el procesamiento de la señal de audio que se realiza en el oído, se vio que el oído normal permite la percepción de la frecuencia a través de los mecanismos tonotópico y de codificación temporal, con un rango espectral de 20 Hz a 20 kHz y una resolución espectral próxima a 1/10 de tono. También permite percepción de la intensidad, con resoluciones que pueden llegar a 1 dB, en el rango entre 0 dB y 120 dB SPL. Finalmente, el mecanismo de transducción auditiva permite representar en el nervio auditivo la evolución temporal de las propiedades espectrales de la señal de audio.

 

Se ha visto también que el diseño de los electrodos tiene implícita una reducción importante de la resolución espectral tonotópica. Por esta razón, el rango espectral en los implantes cocleares está reducido a la banda entre 250–300 Hz y 5000–8500 Hz, según los modelos. El implante coclear permite resolver distintos niveles de intensidad, siendo posible alcanzar resoluciones próximas a 3 dB. Finalmente, dependiendo de la tasa de estimulación, los implantes proporcionan una representación de la evolución temporal de la señal de audio, alcanzándose una representación temporal similar a la audición normal en los sistemas de alta tasa de estimulación. Se ha observado los pacientes implantados, ante la imposibilidad de obtener una buena resolución espectral tonotópica, desarrollan la capacidad de extraer información a partir de la codificación temporal.

 

Estos aspectos condicionan las posibilidades y limitaciones de la audición con implante coclear. En la actualidad los implantes cocleares permiten una percepción auditiva con calidad suficiente para la comprensión del habla cuando es pronunciada en ausencia de ruido. En general en condiciones de ruido la comprensión de la voz se dificulta mucho más que en el caso de la audición normal, si bien dependiendo de la estrategia de codificación se aprecian diferentes comportamientos frente a los distintos niveles de ruido. Debido a la pérdida de resolución espectral tonotópica, la percepción de la música con el implante coclear pierde mucha calidad con respecto a la audición normal, encontrándose también diferencias importantes dependiendo de la estrategia de codificación.

 

 

2.- IMPLICACIONES EN EL ÁMBITO ESCOLAR (SITUACIONES DE APRENDIZAJE Y ENTORNOS EDUCATIVOS).

 

Teniendo en cuenta todas estas cuestiones técnicas, el niño/a implantado coclear cuando entra al sistema educativo y accede a entornos de aprendizaje, han de tenerse muy en cuenta dos factores de suma importancia: la existencia de una ventana temporal corta para desarrollar las habilidades del habla y el lenguaje, así como, las limitaciones técnicas de los IC actuales. En cuanto a la primera, se ha propuesto que el período de privación auditiva antes de la implantación coclear podría afectar varias habilidades cognitivas de bajo nivel (Horn, Pisoni, Sanders & Miyamoto, Houston; Houston y Miyamoto, 2005). Una de estas habilidades es la secuencia motora, que presumiblemente está más involucrada en la articulación del habla, y que ha demostrado mediar en las demoras del lenguaje en niños sordos con IC.

También hay evidencia de que las limitaciones del IC contribuyen a la aparición de déficits de percepción en la articulación del habla después de la implantación. Hay que tener en cuenta que los IC actuales parecen tener dos limitaciones principales. Una es la poca robustez de la señal, que se degrada fácilmente en condiciones ruidosas (Peters, Moore & Baer, 1998). Esto, presumiblemente, puede reducir la cantidad de entrada recibida por los usuarios de IC. Otro es un fallo al codificar de manera adecuada cambios temporales rápidos (es decir, la Estructura Fina Temporal de la señal de voz. La Estructura Fina Temporal es crucial para identificar el lugar de la función fonológica de la articulación (Rosen, 1992). Con base en la evidencia de que los niños con IC cometen frecuentes errores con el lugar/punto de articulación, muchos investigadores han llegado a la conclusión de que existe un vínculo entre la percepción del habla y las dificultades de producción y las limitaciones de los IC (por ejemplo, Tye-Murray, Spencer & Woodworth, 1995; Medina y Serniclaes, 2009; Moreno-Torres y Moruno-López, 2014). En conjunto, los datos anteriores indican que los déficits de percepción / articulación del habla observados en muchos usuarios de IC pueden deberse al efecto de las reducciones de plasticidad y a la mala calidad de la información que reciben. Por lo tanto estamos ante un enorme desafío en el ámbito educativo en el caso de niños/as prelocutivos implantados cocleares antes de los 3 años de edad, ya que en un aula escolar ordinaria, un alumno/a con estas limitaciones, desde el momento de su escolarización en un centro educativo, necesita de unas adaptaciones de acceso especiales muy bien determinadas, así como de una formación y conocimiento específicos por parte de los profesionales que intervienen en su formación.

 

Inclusión en la escuela

 

Cuando hablamos de la inclusión escolar de los niños con implante coclear, debemos tener en cuenta que este implante tan sólo es una ayuda técnica que permite hacer llegar determinadas frecuencias sonoras al nervio auditivo, dado que según el grado de discapacidad el niño recibirá determinados sonidos pero seguirá teniendo un déficit sensorial.

Por lo que a la hora de planificar una inclusión escolar para este tipo de discapacidad, como pasa con el resto de diversidades funcionales, debemos tener en cuenta una planificación personalizada y adaptada a cada niño con este tipo de discapacidad. Para ello debemos de hacer un análisis tanto de los antecedentes como de la intervención que deberemos abarcar para la correcta inclusión del niño y su bienestar educativo y socio-emocional.

 

Adaptación al colegio personalizada del niño con implante coclear

 

 b2ap3_thumbnail_ic-foto.jpg

 

 

Los antecedentes a tener en cuenta pueden ser:

- La historia médica y evolutiva de cada niño con esta discapacidad y su estado neurológico e intelectual.

 

- Saber la etiología de la pérdida auditiva, es decir su comienzo así como la edad de identificación.

 

- En qué momento que se ha producido el implante a nivel evolutivo así como la adaptación del mismo que ha tenido el niño.

 

- También hemos de tener en cuenta el bagaje cultural anterior y posterior al implante.

 

Del mismo modo, para una correcta intervención en el ámbito de La Comunicación y El Lenguaje hemos de tener en cuenta:

- La calidad, cantidad y consistencia de la intervención antes del implante coclear es decir, el bagaje sobre el aprendizaje del niño.

 

- Informarnos sobre el lenguaje usado antes del implante, ya sea éste hablado o signado. Y observar y decidir la conveniencia de utilizar sistemas aumentativos del lenguaje y la comunicación oral.

 

- Incidir en la estimulación lingüística apropiada para cada caso, teniendo en cuenta los antecedentes educativos aplicados en el niño.

 

- En cuanto a las adaptaciones de acceso al curriculum, los Sistemas Inalámbricos Personales de Transmisión de la señal (SIPTS), constituyen una ayuda técnica imprescindible en entornos educativos/aulas escolares para estos alumnos/as, incluso desde los 3 años de edad, en el mismo momento de su primera escolarización en Educación Infantil; siempre atendiendo a las características propias de cada caso y bajo la consideración previa del EOEP Específico para Discapacidades Auditivas de referencia.

 

- Así mismo, otro de los factores determinantes en la adaptaciones de acceso al curriculum de este perfil de alumnos/a son las óptimas condiciones acústicas que deben de darse en las aulas escolares que albergan a estos alumnos, esencial para un aprendizaje eficaz.

 

Partiendo de esto, debemos respetar, diseñar o rediseñar el estilo o metodología más adecuado a cada niño con implante coclear, adecuando los materiales auditivos a una percepción visual o táctil según el grado de déficit auditivo y su evolución con el implante protésico.

También tenemos que intervenir hacia un favorecimiento del ámbito socioemocional del niño con discapacidad auditiva e implante coclear. Por ese motivo, una vez más, tenemos que fomentar la participación del alumnado en actividades que faciliten la empatía y el conocimiento de la discapacidad auditiva, así como hacerles conocedores del lenguaje usado por el niño para facilitar la interacción entre iguales. Recreando mediante juegos la sensación auditiva de oír tan sólo determinados sonidos muchas veces distorsionados.

 

La adaptación de los profesores a los niños con dificultad auditiva:

 

Pero estaréis pensando: para ello el profesorado necesita una formación entorno a la discapacidad auditiva y, concretamente, al implante coclear. Efectivamente, para una correcta intervención de inclusión escolar en niños con implante coclear o con cualquier otra discapacidad ya sea sensorial, física o psíquica, los profesionales docentes deben adquirir unos conocimientos específicos y básicos de las discapacidades que tienen en su alumnado para poder intervenir y analizar lo anteriormente descrito, así como favorecer la interacción con compañeros mediante actividades curriculares compartidas entre el grupo clase.

Por último, en la facilitación del conocimiento sobre la diversidad, en este caso sensorial, del alumno juega un papel fundamental la familia, puesto que supone la fuente de información más conocedora de los beneficios educativos y socioemocionales para el niño. Por lo que tanto profesorado como familia tienen que trabajar en equipo para mejorar la calidad de vida del niño así como su inclusión escolar y social.

En ese aspecto, la intervención y la planificación de la inclusión educativa también dependerá y variará según la etiología auditiva y el momento del implante coclear. Por lo que una vez más la personalización educativa vuelve a ser fundamental para la fomentación de la inclusión escolar y la integración del niño en el grupo clase, donde el equipo psicopedagógico y la familia son los pilares claves para su evolución y adaptación.

 
Conclusiones

Cuatro cuestiones fundamentales:

1.- En la formación tanto inicial como permanente del profesional docente de la Educación Infantil-Primaria es importante que se conozca, que a los niños con pérdida auditiva en general y con implante coclear en particular se les debe reconocer sus peculiaridades lingüísticas y no solo el respeto al empleo de las ayudas auditivas técnicas y/o tecnologías, sino su conocimiento, uso y manejo (Sistemas Inalámbricos Personales de Transmisión de la Señal, antiguamente llamados emisoras FM), para equiparar oportunidades comunicativas, siendo este un aspecto que se hace imprescindible en docentes con destino en Centros Ordinarios de Atención Educativa Preferente para Discapacidad Auditiva.

2.- Si queremos una escuela verdaderamente inclusiva debe ser el propio centro educativo con todos sus recursos personales y materiales, el que se adapte en todo momento a las necesidades e intensidad de los apoyos que requiera el alumnado, debiendo ser este un distintivo claro y un objetivo prioritario en los Centros Ordinarios de Atención Educativa Preferente para la Discapacidad Auditiva.

3.- Es el informe psicopedagógico, emitido por el Equipo de Orientación Educativa y Psicopedagógico Específico para Discapacidades Auditivas de referencia, en colaboración con el EOEP de Zona, el que proporciona el grado de especificidad, aportando un perfil del alumno/a lo mas completo y pormenorizado posible, siendo la lectura e interpretación necesaria e imprescindible por parte del equipo educativo correspondiente, la que permitirá la planificación personalizada y adaptada a cada niño con este tipo de discapacidad. Para ello debemos de hacer un análisis tanto de los antecedentes como de la intervención que deberemos abarcar para la correcta inclusión del niño y su bienestar educativo y socio-emocional, a la hora de planificar una inclusión escolar para este tipo de discapacidad.

4.- Los alumnos/as implantados cocleares prelocutivos de 3 años de edad, que acceden al sistema educativo por primera vez y a la vista de las manifiestas limitaciones técnicas actuales de los implantes cocleares, así como, los posibles efectos adversos del período de privación auditiva antes de la implantación coclear, sugieren la necesidad de incorporar a estos niños/as en centros educativos preparados para atender las específicas necesidades de dichos alumnos/as. El desempeño y éxito de estos escolares en entornos educativos, aulas, grupo-clase, depende de ello. No basta sólo con la atención clínica-logopédica ni siquiera la mas fina y ajustada programación de implante coclear.

 

 

José Luis Verona Gómez

Pedagogo especialista en Educación Especial

Maestro Especialista en Audición y Lenguaje

 

 

 

 

Referencias bibliográficas:

 

 

  • Resnick, Robert; Halliday David (1965).Física para estudiantes de Ciencias e Ingeniería. Parte 1. John Wiley & Sons, Inc.

  • Andrés, Flores Espinoza (1993). Reconocimiento de Palabras Aisladas en Castellano. Inictel. Dirección de Investigación y Desarrollo.

  • Fernando, Peralta; Anibal Cotrina-Atencio (2002). Reconocedor y analizador de voz. Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

  • John P., Cater (1984). Electronically Hearing: Computer Speech Recognition, 1st Edition. Howard W. Sams & Co. Inc.

  • Manuel Manrique y Alicia Huarte Urquijo; Implantes Cocleares. Masson.

  • Manuel Sainz Quevedo. Implantes cocleares: Funcionamiento, Rehabilitación y Perspectivas para el futuro.

  • Julio Rodrigo Dacosta. Implantes Cocleares. Estrategias de procesamiento de voz.

  • Philipos C. Loizou. Mimicking the human ear.

  • "American national standard acoustical terminology" (1994). American National Standards Institute, ANSI S1.1-1994 (R1999).

  • Wikipedia: Ángel de la Torre Vega. Documentos sobre teoría de la señal e Implantes cocleares.

Continue reading
in Blogs especializados 85 0
0

   Cual es La diferencia entre un logopeda especializado en Terapia Auditiva Verbal y el que no lo es, un matiz muy importante este artículo realizado por la Logopeda Eliana Fredes pone de manifiesto este dato tan importante y hasta que punto falta verdadera formación especializada y certificada en La Comunidad Autónoma de Canarias, actualmente no hay ninguna logopeda especializada y certificada en TAV.

enlace al artículo: Terapia Auditivo Verbal

 

¿Cómo puedo certificarme en la Terapia Auditiva Verbal (LSLS Cert. AVT)?

 

 

LSLS Certified Auditory-Verbal Therapist (LSLS Cert. AVT)

Continue reading
in Blogs especializados 192 0
0
Continue reading
in Blogs especializados 179 0
0

    Escuchar es un capacidad cognitiva basada en comportamientos aprendidos, un nuevo estímulo mejora la memoria sólo cuando el procesamiento conecta la nueva información a conocimientos pertinentes existentes, basando su éxito fundamentalmente en la capacidad de atención y percepción fina de dicho estímulo.

 

¿Por qué adaptar a niños/as con sistemas inalámbricos de transmisión de la señal personales en el aula de Edcucación Infantil?

 

    Los niños no solo oirán con el sistema FM personal, podrán escuchar, centrar su atención, puesto que los maestros de infantil trabajan a través del juego contextualizado y principalmente a través del lenguaje oral apoyado por gestos, imágenes y objetos del entorno cercano. Trabajando los elementos segmentales y suprasegmentales del habla, en todo momento.

 

    Si el niño oye solo ruido, su atención caerá puesto que no hay patrones reconocibles y/o novedosos, por lo tanto no activará procesos cognitivos para el aprendizaje.

   

   Se hace necesaria por lo tanto una Estimulación auditiva proactiva, utilizando una estrategia-enfoque para mejorar el entorno acústico, aplicando procesos cognitivos activos a los sonidos percibidos y/o tecnologías de acceso.

 

   No podemos cambiar la capacidad biológica de audición de ningún alumno, pero si podemos complementar su audición a través del uso eficaz de tecnologías de acceso, programas de higiene acústica y la eliminación de barreras arquitectónicas.

 

   Nadie se plantea no adaptar precozmente al niño hipoacúsico con prótesis auditivas, ya sean audífonos y/o implante coclear, para acceder a un estímulo auditivo de calidad lo antes posible, en el aula escolar y en situaciones de aprendizaje, tampoco se plantea no adaptar y dotar con sistemas inalámbricos de transmisión de la señal personales al alumno desde antes incluso de la etapa infantil.

 

   Dichos sistemas inalámbricos de transmisión de la señal personales, se ha demostrado, mediante diversos estudios de campo, que les ayuda a separar “el polvo de la paja” (la voz del profesor del los demás ruidos y estímulos), es decir, estos sistemas estimulan el desarrollo de la escucha selectiva, que en edades tempranas se encuentra inmadura y en niños hipoacúsicos en mayor medida, ya que su acceso al estímulo auditivo se ve limitado.

 

   “La existencia de estadios de desarrollo del habla pre-intelectuales, así como, de pensamiento e inteligencia pre-lingüísticos, no requieren de un desarrollo del lenguaje oral formalizado, no obstante, en un momento concreto dichas líneas se encuentran, por lo que el pensamiento se hace verbal, y el habla, racional" (Lev Vygotsky), en los niños/as hipoacúsicos esta sincronización se produce de forma tardía, por tanto, el sistema inalámbrico personal en estas etapas del habla pre-intelectuales se hace necesaria para establecer una estructura fonológica correcta, puesto que la señal, entendida como la voz del enseñante, es el modelo fonológico de referencia para el niño en el aula de infantil y no los estímulos auditivos desordenados de su entorno.

 

     El niño, en su desarrollo, entra en contacto con variedad de modelos que le proporcionan las distintas hablas de las distintas personas con las que se relaciona. En su proceso de imitación no se dedica a imitar a cada uno de sus interlocutores, sino que a través de las distintas hablas, el niño capta el sistema, por lo menos en lo fundamental y dentro de los límites de sus necesidades, este descubrimiento del sistema le permite al niño independizarse de las distintas hablas y aproximarse a la lengua.

 

    Los niños son orgánicamente receptivos a desarrollar habilidades específicas durante ciertos momentos de desarrollo. Además, el cerebro requiere muchas oportunidades de práctica para desarrollar conexiones neuronales apropiadas, intencionales y precisas mediante la exposición repetida.

 

 "La plasticidad dependiente de la experiencia" es un concepto crítico que significa que la estimulación auditiva repetida conduce a conexiones neuronales más fuertes” (Carol Flexer)

 

     La cantidad de práctica necesaria para conectar continuamente y volver a conectar el cerebro para las habilidades de lenguaje de orden superior y la adquisición de conocimiento es enorme. Se necesitan 10.000 horas de práctica para convertirse en un experto en una habilidad particular. A la edad de 4 años, los niños típicos necesitan haber escuchado 46 millones de palabras para estar listos para la escuela.  Estudio recientes informan que al menos 20.000 horas de escucha son necesarios en la infancia y la primera infancia como base para la lectura. (Gladwell, Levitin).

 

     Todos los estudios científicos apuntan y destacan la extrema importancia del desarrollo cerebral auditivo en edades tempranas para la adquisición de la comunicación oral, lectura y escritura en niños, incluyendo aquellos que son sordos o tienen pérdida auditiva. Es indiscutible el rol de la neuroplasticidad, la pérdida auditiva, la tecnología y la estimulación cerebral auditiva en la maduración neural auditiva. El concepto de experiencia dependiente de la plasticidad estará unido a la cantidad de estimulación cerebral y de práctica auditiva necesaria para generar y cambiar las vías neurales. La apropiada adaptación de tecnología de acceso e intervención auditiva temprana y continua, permite resultados en el lenguaje oral, lectura y escritura jamás imaginados antes para los niños con cualquier tipo y grado de pérdida auditiva.

 

José Luis Verona Gómez

Maestro especialista en Audición y Lenguaje

Pedagogo especialista en Educación Especial

 

 

Referencias bibliográficas:

 

Sound-field FM Amplification: Theory and practical Application, Singular Publishing Group, 1995,

  Carl C. CrandellJoseph J. SmaldinoCarol Ann Flexer. 

     Exposición Teórica para el Uso de la Amplificación FM de Campo Sonoro. Razones para el uso de sistemas de amplificación FM de campo sonoro en aulas. Procesos de percepción del habla en niños. Percepción del habla en el aula. Percepción del habla en poblaciones específicas. Aplicaciones prácticas de la amplificación de campo sonoro. Mediciones acústicas en aulas. Modificaciones acústicas dentro de las escuelas. Identificar y administrar el entorno de aprendizaje. Sound-Field Amplification: Una revisión de la literatura. Consideraciones y Estrategias para Ampliar el Aula. Entrenamiento en servicio para el maestro de aula. Estrategias de escucha para maestros y estudiantes. Sistemas de amplificación de campo de sonido de marketing.

 

 The Sound of Learning: Why Self-Amplification Matters Paperback – March, 2006

 by Timothy RasinskiCarol FlexerTheresha Boomgarden-Szypulski.

 

Children with Hearing Loss: Developing Listening and Talking, Birth to Six, Plural Publishing Inc; Edición: 3rd New edition, 28 febrero 2014, de Elizabeth Bingham Cole y Carol Flexer.

  

        La tercera edición de Niños con Pérdida de la Audición: Desarrollando Escuchar y Hablar, de Nacimiento a Seis proporciona información actualizada de las dos ediciones anteriores para profesionales y padres que facilitan el lenguaje hablado a través de la escucha (acceso cerebral auditivo, estimulación y desarrollo) en bebés y niños pequeños Con pérdida auditiva. También se aborda el desarrollo auditivo del cerebro, las tecnologías audiológicas, el desarrollo de habilidades auditivas, el desarrollo del lenguaje hablado, así como la intervención centrada en la familia para niños con pérdida auditiva cuyos padres han elegido que aprendan a escuchar y hablar. Además, esta nueva edición se ha ampliado para reflejar los cambios importantes y de rápida evolución que se han desarrollado en los últimos cinco años, entre ellos: Aplicación de la investigación en neurociencia a nuestro conocimiento de los fundamentos de la escucha y la conversación (Capítulo 1) Y los niños pequeños (Capítulos 2 y 3) Actualizaciones esenciales de tecnología (Capítulo 5) Expansión de la discusión sobre los tipos de servicios que un niño con habilidades apropiadas para la edad necesita para mantener una trayectoria académica positiva (Capítulo 6) (Capítulo 10) Acceso en línea a versiones fáciles de usar del Marco para Maximizar la Eficacia del Cuidador en la Promoción del Desarrollo Auditivo / Lingüístico en Niños que tienen Pérdida Auditiva.

 

 

       La Dra. Carol Flexer recibió su doctorado en audiología de la Universidad Estatal de Kent en 1982. Ha trabajado en la Universidad de Akron durante 25 años como catedrática de audiología en la facultad de Logopedia y Audiología. Sus áreas de especialización incluyen audiología pediátrica y escolar. La Dra. Flexer continúa dando conferencias nacionales e internacionales sobre audiología pediátrica y es autora de más de 155 publicaciones. Ha coeditado y publicado trece libros. Dra. Flexer ha sido presidenta de la Asociación de Audiología Educativa, de la Academia Americana de Audiología y de la Asociación Alexander Graham Bell para personas sordas o con pérdida auditiva y de la Academia para la Audición y el Lenguaje Hablado, ha recibido tres prestigiosos reconocimientos: dos de la Asociación Alexander Graham Bell para personas sordas o con pérdida auditiva- el Volta Award y el Professional of the Year Award, y otro de la Academia Americana de Audiología; el 2012 Distinguished Achievement Award.

 

·       Crandell, C., Smaldino, J. Y Anderson, K. (2000). Classroom Acoustics. 

 ·       LANGUAGE, SPEECH, AND HEARING SERVICES IN SCHOOLS • Vol. 31 • 362–370 • October 2000  (Artículo revista) LSHSS, Language, Speech, and Hearing Services in Schools. 

·       Crandell, C., (1993). Speech recognition in noise by children with minimal degrees of sensorineural hearing loss. 

·       June 1993 - Volume 14 - Issue 3 (artículo revista) EAR AND HEARING, the oficial journal of the American Auditory Society 

·     Flexer, C. (2000). How are new amplification technologies changing everything that we used to know about deafness? In L. Robertson, Literacy learning for children who are deaf or hard of hearing, (pp. 1-21). Washington DC: Alexander Graham Bell Association for the Deaf and Hard of Hearing.

       .    Flexer, FM Technologies: Enhancing language learning in home and school environments, Volta Voices, 7 (2000), pp. 21-25    

Continue reading
in Blogs especializados 119 0
0

En España, más de 100.000 personas han decidido escuchar gracias a un implante coclear. Un dispositivo que se coloca detrás de la piel, cerca del oído y que acaba con la sordera profunda. Hoy, la mayor parte de los niños que nacen con un problema grave de audición son implantados y nunca llegan a aprender la lengua de signos. ¿Se convertirá el implante en la causa de su desaparición?

 

b2ap3_thumbnail_Nina-abecedario-Foto-SaraSmo-Flickr_EDIIMA20140628_0136_13.jpg

 

Imagina que, de repente, dejas de escuchar la música a todo volumen de aquel joven con auriculares gigantes en el autobús, los molestos sorbos de tu amigo cuando come sopa y el ametrallador sonido de las notificaciones de los grupos deWhatsapp. Podría parecer un alivio, pero no lo es.

A Pepe Lozano le ocurrió cuando tenía ya 44 años. La vida de este publicista dio un giro de 180 grados cuando le detectaron sendos tumores alrededor de cada nervio auditivo. El cirujano pudo con ellos, salvó la vida a Pepe, pero los nervios que no tuvieron tanta suerte. Se quedó sordo. Dejó de escuchar esos sonidos que a priori resultaban tan molestos, pero que, cuando no están, se echan de menos.

Seis años después la cosa cambió. Pepe decidió someterse a una operación para que le colocasen un implante coclear en el oído derecho. Una decisión de la que no se arrepiente. Es más, anima y aconseja, desde su blog, a las personas que se ven en la misma situación y no tienen claro si apostar por el implante.

 

b2ap3_thumbnail_Corredor-implante-Foto-Wikimedia-Commons_EDIIMA20140628_0137_13.jpg

 

UN IMPLANTE CON MUY BUENOS RESULTADOS

 

En España, las operaciones para colocar este tipo de implante comenzaron a practicarse a finales de los años ochenta. No obstante, durante la década de los noventa, las personas susceptibles de necesitarlo aún desconfiaban del cacharro eléctrico que se instala debajo de la piel, cerca del oído. De ahí que surgiera, en 1995, en la ciudad de Barcelona, la Asociación de Implantados Cocleares. Una asociación que años más tarde dio la bienvenida a las que se constituyeron en otros puntos del país.

El objetivo, en la fundación, lo tenían claro. "Fue la de difusión e información veraz, rigurosa, sobre todo, apartada de casos comerciales, de marcas, de centros de implantes. Es decir, desde el punto de vista del usuario, para hablar un poco, no sólo de la situación médica, sino de la vida de las personas usuarias del implante en su día a día", señala Teresa Amat, coordinadora de la Federación de Asociaciones de Implantados Cocleares de España (AICE).

 

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística, más de un millón de personas sufre algún tipo de sordera. De entre ellos, unas 100.000 escuchan gracias a un implante coclear. Sin embargo, a pesar de que la operación es relativamente sencilla, los pacientes que deciden colocarse un implante deben saber bien a qué se atienen.

"La gente tiene que estar bien informada para que uno no espere aquello que no puede o aquello que no va a conseguir. Dependiendo de cada caso, hay unas mejoras u otras", indica Amat.

No todo el mundo necesita un implante coclear. "Se ha generalizado un poco la idea de que los implantes cocleares son una opción más para la gente que oye mal, y no es una alternativa a los audífonos o a otros dispositivos", recuerda Luis Lazzaletta, otorrinolaringólogo del Hospital Universitario La Paz. "El implante es una herramienta quirúrgica que vale cuando no llega la audición".

Una herramienta que suele ofrecer un buen desenlace. "Si el implante está bien indicado, luego los resultados son excelentes, sobre todo en adultos que han perdido la audición y los niños muy pequeñitos", asegura Fernando Rodríguez, especialista en implantes cocleares del Hospital Clínico San Carlos de Madrid.

 

b2ap3_thumbnail_Implante-coclear-Foto-sstrieu-Flickr_EDIIMA20140628_0139_13.jpg

 

Y, SOBRE TODO, UNA OPCIÓN

 

La colocación de un implante consta de dos procesos: una cirugía para insertar la parte interna del dispositivo y, posteriormente, una rehabilitación para que los implantados aprendan a oír. "Hay que hacer una parte que seria la programación del aparato y luego una rehabilitación logopédica, en la cual se les va a enseñando a interpretar la señal que van recibiendo", explica Rodríguez.

Como ha señalado el doctor anteriormente, los adultos y los niños que padecen una sordera severa son los grandes beneficiarios del implante coclear. Según la Comisión para la Detección Precoz de la Hipoacusia, el 40% de estos últimos es candidato al uso del implante.

 

"Normalmente, los niños que nacen sordos se detectan cuando nacen, y en los primeros meses se realizan varias pruebas para estar seguros de que realmente tienen una sordera profunda y necesitan un implante", nos cuenta Lazzaletta.

 

b2ap3_thumbnail_Nino-implante-Foto-ryanjpoole-Flickr_EDIIMA20140628_0140_13.jpg

 

Lógicamente, ante esta tesitura, a los padres les suele asaltar la incertidumbre. "Tienen muchas dudas relacionadas, sobre todo, con la seguridad de la intervención, qué complicaciones puede haber y si el implante es para toda la vida", señala el especialista.

Sin embargo, las asociaciones suelen recordar a los padres que la intervención es solo una alternativa. "Tenemos que partir de la base de que la decisión de poner un implante coclear no es una decisión médica, o por lo menos, no debería serlo", nos cuenta Amat. "Si los padres no quieren, obviamente, a nosotros nos parece muy mal que alguien les obligue a ponerle un implante a su hijo".

De hecho, resulta bastante común que los padres sordos rechacen esta opción. "Los sordos, que emplean el lenguaje de signos, tienen como un mundo aparte, y son muchas veces reacios a la colocación de implantes en niños", explica Rodríguez.

"Es un avance tal que el que se niega, claro, no lo vas a obligar, pero es un retraso porque un niño que nace sordo y se le coloca un implante coclear, a la edad de los siete u ocho años tiene una audición de casi un normoyente".

De acuerdo con el doctor, en el caso de los padres sordos, en ocasiones es un juez quien les obliga a colocar el implante a su hijo, pero después no llevan a cabo la rehabilitación. "Y un niño implantado que no se rehabilita, no sirve para nada". Es como si no llevara el implante.

 

UN IDIOMA POCO HABLADO

 

 Según datos del INE, el 90% de las personas sordas emplean el lenguaje oral, mientras que sólo entre el 6% y el 8% utiliza la lengua de signos. Esto se debe a que muchas de estas personas han perdido la audición siendo adultos.

"Los beneficiarios del implante coclear son personas que han oído gran parte de su vida y que, por varias causas, se han quedado sordas", señala Teresa, logopeda en la Asociación de Padres y Amigos de los Sordos (ASPAS) de Madrid.

Aún así, hay casos de implantados que conocen y se comunican con otras personas sordas empleando el lenguaje de signos. Algo que, según los expertos, nunca está de más. "Hay situaciones en las que la persona se va a encontrar que no oye nada. Por ejemplo, si se le rompe el aparato o si se queda sin pilas", nos cuenta Irene Carrera, presidenta de la Asociación Bilingüe de Padres de Niños Sordos (ABIPANS). "Y si tiene que comunicarse con otra persona, la única manera va a ser por el lenguaje de signos, un lenguaje visual que, de alguna manera, las personas sordas terminan aprendiendo". 

 

b2ap3_thumbnail_Ninas-comunicandose-Foto-daveynin-Flickr_EDIIMA20140628_0142_13.jpg

 

También está de acuerdo Araceli Castaño, logopeda infantil en ASPAS. "La lengua de signos les vendría muy bien para muchas cosas: para comunicarse cuando no tienen puestos los implantes, para asumirse como sordos, para que los padres los acepten como son... Al fin y al cabo, van a ser sordos aunque tengan el implante".

Pero Castaño también nos cuenta que resulta bastante complicado que un niño aprenda este idioma, ya que, en palabras de la logopeda, "toda la clase médica, en general, casi les prohíbe que hablen en signos". Circunstancia que desmiente Laura Cavallé, del Hospital Universitario La Fe de Valencia. "El objetivo del implante coclear en los niños es que desarrolle el lenguaje oral, entonces, en principio, no necesitan el lenguaje de signos. Ni se les prohíbe ni nada, simplemente no lo necesitan".

El punto medio entre ambas versiones lo aporta Pepe. Según su propia experiencia, "la lengua de signos es incompatible con la rehabilitación del implante, en la que se necesita, sobre todo, práctica auditiva de cualquier tipo. No obstante, conozco implantados que conocen la lengua de signos y se comunican con sordos. Nunca está de más conocer nuevos idiomas".

El caso es que, por una u otra razón, gran parte de los menores sordos implantados acaban desconociendo la lengua de su colectivo.

 

¿HACIA LA EXTINCIÓN?

 

En lo que sí están de acuerdo médicos y asociaciones es en que el implante coclear es una opción magnífica para las personas con sordera grave. Y a diferencia de lo que parece suceder en los Estados Unidos, en España no creen que el implante silencie a estas agrupaciones.

 

Según el doctor Lazzaletta, ese debate ya estuvo sobre la mesa en nuestro país hace unos años, cuando el implante no era tan conocido. "Había asociaciones de sordos que se manifestaban delante de los comercios de implantes para protestar", explica. "Las asociaciones, al principio, sí que estaban en contra nuestra", añade Cavallé. "No estaban bien informados, simplemente cerraban los ojos y no querían saber". Ahora la cosa ha cambiado.

 

b2ap3_thumbnail_Adultos-comunicandose-Foto-daveynin-Flickr_EDIIMA20140628_0143_13_20170223-214248_1.jpg

 

Decir que la lengua de signos va a desaparecer por culpa de los implantes es "una exageración", al menos para Irene Carrera. "Me parece muy importante que se hagan avances tecnológicos, que se intente que una persona que tenga una discapacidad auditiva intente oír lo mejor posible, pero eso no quiere decir que no pueda aprender una lengua que le va a ser útil, que le va a enriquecer".

"El implante coclear es una ayuda técnica, que puede ayudar en muchísimos casos a las personas que tienen problemas de sordera", admite Teresa Amat. "Pero si hay una familia de personas sordas que se comunican en lengua de signos, dudo que pierda su manera de comunicarse por el hecho de que haya otras opciones".

Al final, todo dependerá de las preferencias y circunstancias de cada implicado. "Los niños que oyen por un implante decidirán qué tipo de amistades tienen. Si las amistades que tienen son con sordos y, para ellos, es más fácil comunicarse con el lenguaje de signos, lo aprenderán. Y si no, pues no. Depende del ambiente en el que se muevan", señala Teresa desde ASPAS.

No hay por qué alarmarse. La aparición del implante coclear supuso, en su día, un gran avance en el mundo de la audición, casi un milagro para muchas personas con sordera profunda. Hoy en día, es una opción aconsejable y que da muy buenos resultados. Como dice Pepe, "los sordos que no quieren ponerse el implante no saben lo que se están perdiendo".

Fuente: www.eldiario.es (hoja de router/ciencia)

 
Continue reading
in Blogs especializados 194 0
0

Buscar